Citybus/Cityline

La presencia de autobuses del fabricante francés Renault en la flota de la EMT, con sus dos modelos más emblemáticos, el Citybus y el Cityline, duró 14 años, desde 1998 hasta 2012.

El primero de ellos, el Citybus carrozado por Hispano, se incorporó a la flota en marzo de 1998 con un total de 40 unidades, numeradas del 3101 al 3140. Cada una de ellas tenía capacidad para 101 personas. En nuestro museo se conserva el Citybus número 3135.

El Cityline llegó dos años después, en julio de 2000, con 52 unidades, carrozadas también por Hispano, y numeradas del 3141 al 3192. Disponían de capacidad para 111 personas. Finalmente, en julio de 2001 se incorporaron a la flota los 54 últimos vehículos de esta serie. Se trataba de las unidades numeradas del 3193 al 3246. Al igual que la versión anterior, disponían de 111 plazas.

Ambos modelos montaban motor trasero vertical transversal de 9.834 centímetros cúbicos y 235 CV, disponían de piso bajo y de rampa para acceso de sillas de ruedas.

Los Renault Citybus se dieron de baja entre junio de 2009 y finales de 2010. Los Cityline comenzaron a darse de baja a principios de 2011 (excepto los coches 3201, 3241 y 3244) y el último en prestar servicio en las calles de la capital fue el 3245, en la línea 30.

Estos 146 coches estuvieron asignados al Centro de Operaciones de La Elipa; prestaron servicio en varias líneas emblemáticas de la red de EMT como 15, 20, 21, 30, 32, 46, 74, 77, 110 o 146 entre otras.

EMT, uniendo Madrid.