¡Por fin! Los cochecitos gemelares podrán viajar en los autobuses de la EMT de Madrid.

La Empresa Municipal de Transporte de Madrid, siguiendo instrucciones de la Consejería de Transporte e Infraestructuras de Madrid, permitirá el acceso de carritos o cochecitos infantiles gemelares a bordo de los autobuses madrileños desde el miércoles 4 de marzo de 2015. Esta novedad está sujeta a ciertos condicionantes, como las dimensiones de los cochecitos de dos plazas y el debido emplazamiento de los mismos.

Los autobuses de la EMT autorizarán el acceso de carros gemelares de niño desplegados desde el 4 de marzo, pero con la condición de que los usuarios (padres, personas al cuidado de los niños) observen determinadas medidas de seguridad. En primer lugar, el acceso a los autobuses urbanos de Madrid estará sujeto al tamaño de dichas sillitas o cochecitos dobles, de forma que puedan ubicarse en la plataforma central del vehículo (espacio también habilitado para las sillas de ruedas), sin invadir el pasillo central destinado al paso de otros viajeros.

Por otro lado, es obligatorio que ambos niños vayan situados en sentido contrario a la marcha del autobús, al igual que ocurre con los cochecitos o sillitas para un solo bebé. Por tanto, no se autorizará el acceso de carritos dobles en los que los bebés viajan enfrentados uno a otro. Para el ascenso y descenso, los usuarios que lleven estos carritos dobles siempre deberán utilizar la puerta central o trasera, procediéndose al despliegue de la rampa cuando sea necesario.

Os dejamos la publicación del Boletín Oficial de la Comunidad Autónoma de Madrid.

Artículo único. Modificación de la Orden de 18 de febrero de 2008, de la Consejería de Transportes e Infraestructuras, por la que se establecen las condiciones de Acceso y medidas de seguridad que han de observar los usuarios que viajan con niños en coches, sillas o carritos desplegados en los servicios de transporte público regular de viajeros en autobús de carácter urbano e interurbano.

La letra d) del artículo 2 de la Orden de 18 de febrero de 2008, de la Consejería de Transportes e Infraestructuras, por la que se establecen las condiciones de acceso y medidas de seguridad que han de observar los usuarios que viajan con niños en coches, sillas o carritos desplegados en los servicios de transporte público regular de viajeros en autobús de carácter urbano e interurbano queda redactada en los siguientes términos:

“d) El acceso a los autobuses con coches, sillas, o carritos dobles estará supeditado a que el tamaño de los mismos permita su ubicación en el lugar habilitad para las sillas de ruedas o plataforma central, sin invadir el espacio de pasillo destinado a la circulación de otros viajeros. La disposición del carrito debe cumplir lo especificado en el apartado anterior c), es decir, ambos niños deben ir situados en sentido contrario a la marcha del autobús. Las características singulares de estos carritos determinan que el acceso y descenso en los autobuses dotados de rampa se deba efectuar por la puerta que disponga de estos sistemas, procediendo a su despliegue cuando resulte necesario. En los autobuses con plataforma elevadora el acceso estará supeditado a que el carrito no sobresalga de dicha plataforma”.

La presente Orden entrará en vigor el día siguiente al de su publicación en el BOLETÍN OFICIAL DE LA COMUNIDAD DE MADRID (BOCAM).